Categoría: la brocha pesada del mundo

2día

Quizá no estás muerto

tal vez no te cargaron los milicos

y

desde otro terreno

quizá halconees

 

dicen que te vieron cambiar de esquina

alejarte del punto

LA PUERTA, le llaman

a tu mirada cerrada

a tus ojos que gritan

tal vez

 

“no te me rajes chamaco”

te lo dice tu madre

alentándote al calorcito del billete en llamas

Memo el mojado de la serie La Raza del Cartel Huerco de Ricardo Delgado Herbert

Memo el mojado de la serie La Raza del Cartel Huerco de Ricardo Delgado Herbert

Ohmiamor!

Oh mi amor! el sueño volvió a salirse de la caja

Oh mi amor! la caja se abrió violentamente

Oh mi amor! el sueño caminó hacia mi

Oh mi amor! la caja se alejó de nosotros

Oh mi amor! quisiera pedirte que abrieras la caja      pero bien abierta

así

como cuando abres la boca para comer un hotdog

sujetaré al sueño por las manos y lo echaré dentro

Oh mi amor! una vez más encerrar este pasado sonriente

habitaremos aquí                          en el ahora

dibujemos una puerta juntos

para arrojar la caja por el precipicio

Rosa meditabunda de Salvador Dalí

Rosa meditabunda de Salvador Dalí

Oh mi amor! el sueño volvió a salirse de la caja

mejor tirémonos por esta puerta

Oh mi amor!

sueñodegoogles

un poeta de alta mar conduce tranquilamente su coche hacia tierra adentro

mueve el volante con sus manos pequeñas

pasando la curva se quedan algunas palabras en el tablero

el aire frío entra directo en sus ojos

 

un camión trota por la retaguardia

lo alcanza

el viento corre más fuerte

es de noche

en la nada                       el mundo a negros

vuelca el auto

vuelca el poeta

las palabras más suyas salen por las ventanillas

los faros dan giros de 360º alumbran los pirules

dos vueltas enteras al mundo en 10 segundos

sombrero no tan loco sobre el pavimento

los lentes de pasta caen al pie de un nopal

se esparcen las tunas

el hombre sale del coche patas arriba

raspado hambriento asustado

recoge unas cuantas palabras de agua salada

mira la madrugada al fondo de la tierra

-qué importa el cacharro si la tierra es un ámbar-dice

alguien grita y agita la mano en la orilla

el poeta se despierta

se pone de pie

se quita los googles

llueve

Tangran Número Cinco Ascenso o Descenso de Vladimir Iglesias

Tangran Número Cinco Ascenso o Descenso de Vladimir Iglesias

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

sinningunarelación

estuve liberando pájaros durante seis meses

y no termino

parece que este árbol está repleto de aves

los peces se dividen entre las olas que nacen

pero inmediatamente mueren

¿acaso el amor no es una ola más de este inmenso mar?

 

tienes la respuesta en tus ojos

no te estoy mostrando una foto

tampoco una imagen reproducida a la velocidad de los 24 cuadros por segundo

es una palabra completa y seca

y aunque no tuvieras ojos sería una respuesta

 

guardé un poema en tu mano

tu gran y carnosa mano

días después mordí tus dedos

se me llenó la cara de polvo

¿estuviste yendo a la biblioteca?

 

aquí no ha llovido desde que te llevaron

aquí la esperanza se echó a correr

aquí el miedo no canta

aquí el río sigue enamorado

aquí la venta de salsita sigue buena

aquí el pez sigue siendo pescado

aquí vive la cooltura del narco

aquí nadie niega nada

pero todos callamos

aquí se escucha al komander y al comando

aquí la lluvia también se coloca pecho abajo

silencio

si las gotas de lluvia fueran… fueran

 

Gassed de John Singer Sargent

cartaalSeñorMinistro

Señor ministro de educación le envío esta misiva con el propósito de que analice la inclusión de un apartado en la materia de Lenguaje. Estoy convencido que ese otro sistema de comunicación llamado Nostalgia debe ser enseñado desde la niñez. No sabe usted el bien que le haría a este país dando una cátedra semanal sobre este sentimiento tan socorrido por nosotros, los humanos.

De entrada le digo que uno de los beneficios es que todos los malos políticos, esos que siempre están añorando el poder y el dinero, aprenderían desde chiquitines a calmar sus impulsos voraces de regresar a sentarse en la silla de mármol para seguir comiéndonos vivos. Esa es sólo una de las bondades de incluir en el programa escolar el tema de “Lenguaje de la Nostalgia”.

Ahora que si pasamos a la vida de los sicarios, imagine usted si esos muchachos que decidieron abrazar la muerte dejan de sentirse ausentes de la vida. Que logren olvidar el pesar de los días en que masticaron bolas de tierra y bebieron agua de lluvia. Aquellos hombres que todas las noche se queman las manos con el fuego del artificio controlarían el ansia de comer diamantes y correr autos de lujo, aprenderían a vivir con lo necesario y ser felices.

Ministro mi argumento no acaba aquí, que la nostalgia también ahoga a las personas “buenas”. Si usted es observador mire a la encargada del aseo de los baños, al vendedor de chocolates y hasta su hija. Todos algún día vivieron en el territorio de la nostalgia. Alguno que otro se mató, y no es que busque disminuir la tasa de mortandad pero me parece válido que la gente sepa encontrar las salidas simples y llanas, no esperar a ver el foco rojo encendido.

Señor lleve este mensaje al Presidente y dígale que está acabando con todo. Que comprendemos que la guerra es necesaria, pero que el recrear los tiempos pasados, la nostalgia por la paz nos ha dejado perplejos, sin poder ayudar. Tenemos derecho a vivir en paz. Llenarnos de nostalgia por los capítulos posibles y los imposibles de la vida de cada uno de los ciudadanos que habitamos el país, pero mire abandoné el sentimiento por mi amada debido a la nostalgia de lo que era mi país hace 6 años.

Para Ceci Nava

hoytambiéntehanasesinado

hoy también te han asesinado

tu muerte

esa que llegó por la noche en la acera tibia

al calor del fuego de las maquinas

se repite como eco

no es que revivas

es que mueres otra vez

volvemos a cavar tu tumba

a vestirte   peinarte   almidonarte

a tocar el rostro frío y tierroso

 

hoy también te han asesinado

y muero un poco más

quisiera meterme contigo a ese cajón

pero quedé vivo para hablar de ti

para recordarte muerto por todos los días de los siglos

para morir contigo

voy abrazar la banqueta donde te dejaron tirado boca abajo

para alcanzarte

Model for a Sculpture de Geore Baselitz

Model for a Sculpture de Geore Baselitz

yanomedanganasdeescribirmientrasllueve

ya no me dan ganas de escribir mientras llueve

apenas vengo a decir

intentar decir

que la flor está agradecida y le faltan tres pétalos

que la tierra se botó de la maceta y manchó el suelo

que el viento arreció por la mañana y secó todo

el sol se asomó hace 4 horas

y apenas estoy diciéndoles

-en un pasado que les pertenece si estuvieron aquí-

contándoles apenitas pasó la lluvia

Y sin embargo se mueve de Denis Nuñez

Y sin embargo se mueve de Denis Nuñez

todos(primeraparte)

Desde el 2006 empece a acostumbrarme a la violencia en Tampico-Madero-Altamira. El sonido de las ambulancias a media noche, las patrullas circulando a toda velocidad por la principales avenidas, los soldados merodeando por las pequeñas calles de mi colonia, los sicarios cruzando la calle con sus “AR’s”, los cuerpos, la sangre, el llanto, la mueca, LA HUÍDA.

El 31 de marzo del 2006 fui testigo de un ajuste de cuentas contra un empresario que se negó a pagar el “derecho de piso”. En aquella noche cálida de principios de primavera empezaban a propagarse la ceguera y sordera entre los policías municipales; cáncer que después se contagió a todos: gobernantes, sociedad civil organizada y no organizada. Todos inútiles.

La arena y la sal siguieron cayendo sobre el pavimento del malecón; también los casquillos se esparcían velozmente por las aceras, por las casas, dentro de los cuerpos, penetrando en las cabezas vivas. El trueno del arma se convirtió en el nuevo silbato del tren, en el pito del barco y la turbina del avión al partir.  Todo mutó terriblemente.

Ni los soñaba – así decía mi abuela cuando llegábamos a su casa sin avisar.- Lo que ha pasado en Tampico-Madero-Altamira nadie lo soñó, algunos creen que es un sueño, muchos se fueron a soñar en algún condado de Estados Unidos y a bastantes la pesadilla los engulló. Todos estamos dentro de la pesadilla, hasta los narcotraficantes.

 

 

elamorqueyoquierohadeandarsobrepastos

-El amor que yo quiero ha de andar sobre pastos, detrás de matorrales.

-Lo que tú buscas, el amor como lo quieres, no es así de simple. Una noche me contaron los grillos que el amor es un demonio. Me contaron de lo que le hace a las personas.

Fragmento de Mariposas color pardo de Diego Castillo Quintero (el de Tepeapulco)

 

Gust of wind de Lucien Levy-Dhurmer

Gust of wind de Lucien Levy-Dhurmer

JAMÁS

Atlantic storm de john singer Sargent

Atlantic storm de John Singer Sargent

después de la tormenta

algo ha de quedar en las orillas

JAMÁS