Categoría: peleas mi mismo

yoquierohuirconlosfantasmas

me angustia el tiempo y el espacio en que siempre eres menos en que andas empequeñeciéndote en la vida

me angustia el vibrar del teléfono ese movimiento descompuesto ese movimiento hacía ninguna parte que no sea mi angustia mi movimiento de angustia que comienza en la cara pasa a la mano derecha que toma el celular y termina en los ojos que ven la pantalla

entonceslosfantasmasaparecensímeespantanmeangustian

me angustia el agua templada que baja desde el tinaco hasta el suelo pasando por mi me angustia el agua templadacasicaliente y la tarde y yo fuera de todo control tú mirándome porque no me siguen los fantasmas y yo quiero que me sigan

yoquierohuirconlosfantasmas

yoquierohuirconlosfantasmas

-un grito siempre aspira a ser eco-

me angustia

me angustia que la voz de los fantasmas discurra tu voz rodeando a las partes más profundas de mi siesta y el cocodrilo duerme del lado derecho con la espalda a la pared sin darse cuenta de tu voz

me angustia gritarte: “¡Lárgate, quiero huir con los fantasmas!”

me angustia gritarte: “¡Lárgate, quiero huir con los fantasmas!”

Anuncios

sinningunarelación

estuve liberando pájaros durante seis meses

y no termino

parece que este árbol está repleto de aves

los peces se dividen entre las olas que nacen

pero inmediatamente mueren

¿acaso el amor no es una ola más de este inmenso mar?

 

tienes la respuesta en tus ojos

no te estoy mostrando una foto

tampoco una imagen reproducida a la velocidad de los 24 cuadros por segundo

es una palabra completa y seca

y aunque no tuvieras ojos sería una respuesta

 

guardé un poema en tu mano

tu gran y carnosa mano

días después mordí tus dedos

se me llenó la cara de polvo

¿estuviste yendo a la biblioteca?

 

aquí no ha llovido desde que te llevaron

aquí la esperanza se echó a correr

aquí el miedo no canta

aquí el río sigue enamorado

aquí la venta de salsita sigue buena

aquí el pez sigue siendo pescado

aquí vive la cooltura del narco

aquí nadie niega nada

pero todos callamos

aquí se escucha al komander y al comando

aquí la lluvia también se coloca pecho abajo

silencio

si las gotas de lluvia fueran… fueran

 

Gassed de John Singer Sargent

cartaalSeñorMinistro

Señor ministro de educación le envío esta misiva con el propósito de que analice la inclusión de un apartado en la materia de Lenguaje. Estoy convencido que ese otro sistema de comunicación llamado Nostalgia debe ser enseñado desde la niñez. No sabe usted el bien que le haría a este país dando una cátedra semanal sobre este sentimiento tan socorrido por nosotros, los humanos.

De entrada le digo que uno de los beneficios es que todos los malos políticos, esos que siempre están añorando el poder y el dinero, aprenderían desde chiquitines a calmar sus impulsos voraces de regresar a sentarse en la silla de mármol para seguir comiéndonos vivos. Esa es sólo una de las bondades de incluir en el programa escolar el tema de “Lenguaje de la Nostalgia”.

Ahora que si pasamos a la vida de los sicarios, imagine usted si esos muchachos que decidieron abrazar la muerte dejan de sentirse ausentes de la vida. Que logren olvidar el pesar de los días en que masticaron bolas de tierra y bebieron agua de lluvia. Aquellos hombres que todas las noche se queman las manos con el fuego del artificio controlarían el ansia de comer diamantes y correr autos de lujo, aprenderían a vivir con lo necesario y ser felices.

Ministro mi argumento no acaba aquí, que la nostalgia también ahoga a las personas “buenas”. Si usted es observador mire a la encargada del aseo de los baños, al vendedor de chocolates y hasta su hija. Todos algún día vivieron en el territorio de la nostalgia. Alguno que otro se mató, y no es que busque disminuir la tasa de mortandad pero me parece válido que la gente sepa encontrar las salidas simples y llanas, no esperar a ver el foco rojo encendido.

Señor lleve este mensaje al Presidente y dígale que está acabando con todo. Que comprendemos que la guerra es necesaria, pero que el recrear los tiempos pasados, la nostalgia por la paz nos ha dejado perplejos, sin poder ayudar. Tenemos derecho a vivir en paz. Llenarnos de nostalgia por los capítulos posibles y los imposibles de la vida de cada uno de los ciudadanos que habitamos el país, pero mire abandoné el sentimiento por mi amada debido a la nostalgia de lo que era mi país hace 6 años.

Para Ceci Nava

turutaenloquecida

mi padre

no mereció nada

ni la corona de relámpagos

tampoco el brazo torcido

sé que el sol estaba vivo

caminaste sin torcerte

recto

tomándote las manos

tu ruta enloquecida no se reflejó en los charcos de agua del pasillo central del mercado

subiste a una camioneta blanca

tomándote las manos

mordiéndote el bigote

fueron por ti

todos lo vieron         todos lo callaron

terrible que fueran por ti

horrible que nos estemos entregando

ºººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªºººººººººººººººººººººººººººººº

lo buscaron entre las cobijas con sus manos frías y gruesas

eran un par de hombres

lo buscaron entre mis cabellos cortos

hundieron su mano en la carne tierna del pecho

lo encontraron y cerré mis ojos

apuntaron sus armas contra mi sueño

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººº

¿dónde está la fosa de los sueños?

ººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººººªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªªºººººººººººººººººººººººººººººº

aquí no hay planta nuclear

pero si un puño de hombres armados

aquí no azotó el tsunami

este monstruo es más lento

aquí ningún dictador cae

y si cae uno se pone de pie y mata

aquí la crisis económica anidó

puso los huevos de la muerte

crecieron y cantaron en las casas sin techo

aquí no hay sol que haga brasa

el fuego fue secuestrado

aquí tiembla

aquí nos han quitado todo consuelo

aquí donde el llanto forma un lago en el pecho

aquí donde la esperanza fue

eltranvíaamarillo

Nunca te vi caminando frente a la calle del edificio de la Luz. Nunca. Pero, hoy, te imaginé caminando con tu falda negra por esa calle. (primer tuit)

Sabes, en esa calle pasaba el tranvía amarillo que llevaba al mar. Alguien ya escribió, y muy bien, sobre el tranvía. Yo quiero hablar de ti (segundo tuit)

Me gustaría caminar contigo, tomados de la mano y ciegos. Imaginar el tranvía traqueteante, imaginarnos juntos en tiempos pasados. (tercer tuit)

#Tampico fue un buen sitio para vivir. El Puerto tenía un tranvía amarillo, un río caudaloso, un mar abrazado a la tierra y humanos. (cuarto tuit)

Hoy el mar se quiere marchar. El río calla. El tranvía amarillo debe estar en un yunque y los humanos, algunos callan, otros matan. (quinto tuit)

#Tampico ya no es lo que era, pero en este mundo algunos hombres nos tratan de convencer que el cambio es lo mejor, que para eso vivimos. (sexto tuit)

En ese cambio el Puerto está soltando todas las amarras y el mar se retráe. Hay mucho sargazo en las orillas. Hay muchos muertos en mi corazón. (séptimo tuit)

No está el tranvía amarillo. No está el río escandaloso. La alegría dejo de habitar las noches de #Tampico. No estás tú, no estoy yo. (octavo tuit)

Nos dijeron que los ovnis, los extraterrestres que habitan la playa de #Tampico #Madero nos protegían de los ciclones y los huracanes. (noveno tuit)

La naturaleza debe rectificar sus conceptos. La muerte de miles de personas representan ciclones, huracanes y tormentas juntos. (décimo tuit)

Dónde chingados están esos ovnis protectores #Tampico #Madero #Altamira? (onceavo tuit)

RT @GalaSinencio: RT @cmanueljuarez #Tampico ya no es lo que era…/Ya nada es como era>GGG dice que todo tiempo pasado fue peor, hoy no sé. (doceavo tuit)

Pese al desastre que cada quien festeje su primavera. (treceavo tuit)

Tampico

Tampico es un canto de mar entrando por las ventanas de las casas de madera.

Tampico es una caminata de jaibas debajo de los hogares.

Tampico son las aguasmalas hiriendo con sigilo los cuerpos de los bañistas distraídos.

Tampico es un húmedo ensueño de pescadores a la medianoche esperando a sus presas.

Tampico es un sonido viejo de palmeras y perros, y uno nuevo de balas y ambulancias.

Tampico es un árbol henchido de lluvia y una palmera herida en la avenida principal mirando a los coches BMW.

Tampico es un palacio de ojos inmóviles y una cárcel de violencia.

Tampico es un puerto encallado en los deseos de unos cuantos hombres armados y hambrientos.

Tampico es la corona de laurel y la loa para los narcotráficantes.

Tampico es un pulpo mirando a Dios – y a Hitler, dicen algunos-.

Tampico es la agonía infinita del enfermo terminal, rodeado de mar y rodeado de fuego.

Juarroz-Juarréz

Pienso que en este momento
tal vez nadie en el universo piensa en mí,
que solo yo me pienso,
y si ahora muriese,
nadie, ni yo, me pensaría.

Y aquí empieza el abismo,
como cuando me duermo.
Soy mi propio sostén y me lo quito.
Contribuyo a tapizar de ausencia todo.

Tal vez sea por esto
que pensar en un hombre
se parece a salvarlo.

Roberto Juarroz

Flexible de Jean Michael Basquiat (1984)

Flexible de Jean Michael Basquiat (1984)

pies

Hay cosas que disfruto mucho. Leer, fotografiar, escuchar música sin parar (sólo lo puedo hacer en los días de descanso), escribir, pegarle a los tambores, etc. Pero confieso que mi mayor placer es morderme las uñas. Muchos dirán que es una “cochinada”, que la influenza, las bacterias, las mutaciones de los virus, en fin. Nada me importa.

Durante mucho tiempo la tía Isabel, abuelas y mi madre trataron, sin éxito, de quitarme la “maña”. Ajo, esmalte de sabores terribles, limón, curitas y más artefactos se trataron de utilizar, pero nada. En algún momento de la secundaria o preparatoria me daba pena mostrar las manos sin uñas. Pasó el tiempo y afronté mi realidad, NO PUEDO DEJAR DE COMER LAS UÑAS. Incluso hay momentos en que no existe angustia o nervios y como quiera el placer persiste.

Mis dedos favoritos son los medios, algo hay en esas uñas ¡sabrosas!. Un tiempo pasó, abandoné el monopolio de las uñas para comerme el pelo, sí, tan largo era que me llegaba a la boca y cuando lo corté, me comí el pelo de Dalia. Meses después que tuve la confianza ya le mordía las uñas. Lo acepto, lo primero que veo de una persona son las manos, que digo las manos, los dedos, exactamente las uñas.

Ahora viene lo pesado, en verdad lo que más me gusta es comerme las uñas de los pies.

(Corté el párrafo para que los asquerosos fueran a vomitar ). Siempre tengo los pies limpios. Odio andar descalzo, procuro limpiar los zapatos o tenis, tallo bien mis pies. Argumento que las uñas de las patas son mucho más ricas de lo que se imaginan. Las comparo con unas papás de Burger King (superdeliciosas) y unas de Mc Donalds (chafas).

Concluyo.

Los que puedan poner sus pies cerca de su boca, pierdan el miedo. Muerdan una uña, sientan el crujir y traguenla. Leyeron bien. Oídos sordos a los que dice que se les hará una montaña de pelos o que morirán por uñas que agujeran el estómago. ¡No hagan caso y atrévanse!

P.D. ODIO, ABORREZCO LAS UÑAS CON ESMALTE DE COLORES, SEA EN HOMBRES O MUJERES.